Mobiliario urbano

El Mobiliario urbano es un elemento de las grandes ciudades que permite diferenciar una ciudad de otra y otorgarle a cada una su peculiaridad. Es uno de los elementos más importantes que forma parte del paisaje arquitectónico, y que tiene diferentes propósitos entre los que destacan: jugar, divertirse, sentarse, tirar basura, iluminar una zona, enviar una carta, esperar el autobús, resguardarse de la lluvia, llamar por teléfono, ofrecer información, indicar las avenidas y un sinfín de otros elementos que componen el paisaje y funcionalidad de las grandes ciudades y que, de no ser por ellos, se convertirían en un caos.

Piso de hule

En general, podemos decir que el Mobiliario urbano es una serie de elementos que se instalan en el espacio público y que no persiguen un fin más específico que el de resultarle completamente útil a toda la ciudadanía. Lo cierto es que, cualquiera que sea la función del mobiliario, éste afecta en el orden y el confort de sus habitantes, y en su calidad de vida.

De esta forma, hay algunos elementos del mobiliario urbano que pueden ser permanentes, otros que pueden ser temporales, y otros que no tienen verdadera utilidad pero que, sin embargo, la historia les ha otorgado el título de patrimonio cultural de la humanidad.

Ahora bien, independientemente de su utilidad, lo realmente cierto sobre el mobiliario urbano es que debe ser construido con materiales sumamente resistentes, capaces de soportar los abruptos cambios de temperatura y el desgaste natural que se produce en el exterior. Generalmente, las empresas dedicadas a la fabricación industrial de este tipo de mobiliario utilizan materiales como madera, concreto, acero inoxidable, y otros tantos que han demostrado su efectividad a lo largo de muchos años, permitiendo que el mobiliario crezca y que la ciudad esté mejor equipada para satisfacer las demandas de la ciudadanía.

Lo cierto es que, a medida que el mobiliario urbano crece, puede llegar a convertirse en un mejor equipamiento, el cual tendrá la capacidad de mejorar la imagen de la ciudad y brindar mucha mayor seguridad por las noches. Un ejemplo de esto es que el equipamiento con mobiliario puede llevar a un paradero de autobús a convertirse en una estación con diversas características que permiten el confort de quienes aguardan la llegada del autobús para dirigirse a sus destinos. Otro ejemplo es que una caseta de policía puede llegar a convertirse en todo un módulo de atención ciudadana o un módulo de operación y vigilancia.

Asimismo, es importante que las personas sepan que con el paso de los años el Mobiliario urbano se modifica, no sólo por los avances tecnológicos, los cuales permiten el desarrollo de materiales más resistentes, sino también porque las necesidades de los ciudadanos se incrementan. Además, la arquitectura, como arte que es, se va renovando conforme el tiempo pasa, adaptando los espacios públicos y el mobiliario a todas las tendencias y experiencias estéticas que explican mejor el comportamiento, los sentimientos y el pensamiento lógico de las sociedades de todo el mundo.

Por otro lado, es importante decir que el mobiliario urbano en muchas ocasiones no sólo está pensado para un solo fin en específico. Hay mobiliario que sirve para que más de tres personas se sienten a descansar, pero estos espacios también tienen la capacidad de ofrecer diversas opciones como una mesa o un espacio en donde colocar algún bulto pesado para descansar un momento. En estos casos, los diseñadores de este mobiliario explotan al máximo su imaginación con el único fin de economizar en gastos o aprovechar los espacios como, por ejemplo, dos bancas que utilicen el mismo respaldo.

En fin, sea cual sea la tendencia o el diseño del mobiliario, lo más importante es adquirir Mobiliario urbano de calidad que otorgue resistencia contra todas las adversidades a las que se puede enfrentar en la vía pública. No obstante, es importante aclarar que la calidad del material no está peleada con el diseño y las tendencias arquitectónicas; desafortunadamente, no todas las empresas dedicadas a la fabricación de mobiliario han podido unir estos tres elementos. Por ello, antes de adquirir cualquier tipo de mobiliario urbano, se recomienda realizar una investigación en internet que permita conocer cuáles son las mejores empresas que se encargan de fabricar este tipo de productos.

Existen muchos restaurantes o negocios comerciales que instalan mobiliario urbano en el exterior de sus negocios; sin embargo, el tiempo de vida útil de estos productos suele ser muy corto, pues se adquiere con empresas que no se comprometen con la calidad. Afortunadamente para todos los negocios y para todas aquellas autoridades de gobierno que deseen adquirir mobiliario de calidad para mejorar sus espacios, hoy en día existe Qvic, una empresa que cuenta con más de 10 años de experiencia en el diseño y fabricación de mobiliario, situación que le ha permitido conocer todas y cada una de las necesidades de los mexicanos.

Gracias a esta experiencia, el personal profesional que trabaja en Qvic ha logrado fusionar los tres elementos clave (calidad, diseño y confort) en todos y cada uno de sus productos. Esta característica ha permitido a Qvic posicionarse como una empresa líder en el ramo, por lo que cada vez son más las compañías que optan por nuestros productos.

Somos una empresa de talla internacional que día con día busca la superación. Sin duda, en Qvic hemos logrado entender las necesidades de nuestros clientes y de todos los mexicanos. Por ello, a la hora de adquirir Mobiliario urbano, Qvic es la mejor opción que existe en todo el territorio nacional. Acércate a nuestros expertos y pregunta por nuestros productos.